En la última década han surgido numerosas dietas milagrosas, dietas que se han puesto de moda simplemente porque un famoso ha declarado seguirla… dietas que, después de todo, se han demostrado peligrosas para la salud y poco recomendadas por los médicos, pero que el gran público sigue a pies juntillas por la promesa de sus efectos a corto plazo y la desinformación generalizada.

Entre todas, si existe una dieta que haya tenido éxito en los últimos años, es el llamado Método Dukan, del doctor francés Pierre Dukan. Y no diremos que no es efectiva, puesto que lo es, pero sí tiene numerosos peligros para la saludo.

 

¿Cómo funciona?

1346165814844Se basa en 2 fases, la primera de pérdida de peso, y la segunda de estabilización del peso. A su vez, divide cada fase en 2 etapas diferentes. Si las ordenamos quedan así:

1. Ataque masivo: Durante aproximadamente 5 días sólo se consumen proteínas, provocando una rápida pérdida de peso.

2. Ritmo de crucero: Durante varias semanas (1 por kilo a perder), se alternan días en que sólo consumes proteínas con días en que se combinan proteínas y una selección de verduras. Se aparta por tanto la grasa, harina, frua, postres o comidas completas durante un periodo que puede durar meses, dependiendo de lo que quieras perder (10 kilos=2,5 meses).

3. Consolidación: Una vez llegado al objetivo, continuaremos los esfuerzos con un poco de fruta, queso, avena y pan a la dieta anterior, además de andar 25 minutos cada día. Ésta etapa ha de durar 10 días por cada kilo que hayamos perdido.

4. Estabilización definitiva: A partir de aquí y durante toda la vida, ya podrás comer normal pero 1 día a la semana siempre ha de ser de proteína pura y avena, además de caminar 20 minutos cada día.

Sus peligros…

imagesEn realidad ésta dieta no aporta ninguna novedad. Médicamente hace mucho que se utiliza para ayudar a adelgazar a personas en situación de extrema obesidad, quienes el riesgo de una dieta hiperproteica es menor que el riesgo de un exceso de peso. Así que ya puedes imaginar que no es saludable para todos, sino para casos muy graves y en determinadas circunstancias especiales.

Ésta forma de adelgazar puede subirnos el colesterol, dar problemas en el funcionamiento de los riñones, generarnos cansancio, estreñimiento, desajustarnos las homonas, provocarnos osteoporosis y oxidarnos el cuerpo de forma notable. Por si fuera poco, pasados 5 años sólo entre un 5 y un 10% consigue mantenerse más delgado.

Patologías asociadas a la comida

Uno de los grandes riesgos de las dietas milagrosas es que pueden crear modificaciones a largo plazo o permanentes en la percepción que las personas tienen sobre el hambre o el peso ideal. Una persona normal que sólo quiere perder 3 kilos, puede acabar perdiendo referencias y desarrollar patologías.

Así que si tienes ganas de adelgazar, te aconsejamos que no vayas a las típicas dietas milagrosas. Ve directamente a tu médico de confianza y pídele consejo. Seguro que te puede ayudar mucho mejor.

 

Hasta la próxima semana, siempre, con Lunch&Dinner.